El Vocero Hispano Logo

Ultimas Noticias

Ya basta de demagogia con el DACA

23 noviembre 2022

por Ramón Peralta

Recientemente el líder de la bancada del Partido Demócrata en el Senado, Chuck Schumer, anunció que sometería un proyecto para legalizar la situación del programa del DACA antes de que se venza el presente período legislativo y que los republicanos asuman el control de la Cámara de Representantes. Si tomamos en cuenta la experiencia del pasado, el anuncio, aunque representa una buena noticia para los miles de jóvenes que están dentro del programa y otros que están a la espera para ingresar, no es mas que otra farsa de los políticos demócratas, que después que el presidente Obama estableció el programa, han sido incapaces de darle legitimidad aún cuando poseían el control de ambas cámaras. Cada vez que se ha presentado la oportunidad, los demócratas asumen doble standard, diciendo por un lado que soportan el programa, pero por otro se mantienen temerosos de que la aprobación les vaya a costar votos en las elecciones. Esto último es lo que determina su posición de mantenerse alejados de intentar la aprobación del programa. El nuevo anuncio no es mas que otra táctica de los demócratas con el fin de engañar a ingenuos haciéndoles creer que tienen una posición seria con respecto al problema. El líder demócrata del Senado sabe que para pasar una ley de tal naturaleza tiene que contar con el apoyo de al menos 10 representantes republicanos cuyo partido ha manifestado en numerosas ocasiones que no apoyará alguna ley en ese sentido al menos que se cumplan una serie de precondiciones relacionadas con el control fronterizo. Por otro lado, es bien sabido que además del control fronterizo, grandes sectores del ala ultraconservadora del Partido Republicano sostienen el criterio xenofóbico de que permitir la inmigración o legalizar a los inmigrantes constituye una distorsión a la esencia misma de la identidad americana, que según ellos es blanca por naturaleza. La influencia de esos grupos es cada vez mas notoria en el Partido Republicano y por tanto, será cuesta arriba hacer cambiar de posición al menos a 10 de sus legisladores para la aprobación de cualquier cambio en la ley inmigratoria. En ese sentido, la tardía propuesta de la legalización del programa del DACA y la aprobación del paso hacia la ciudadanía de mas de 11 millones de inmigrantes indocumentados, que tienen un montón de años residiendo en el país, no es mas que otro globo de ensayo por parte de los legisladores demócratas con el fin de atraer la atención de los ingenuos hacia su partido. Los precedentes de este y otro tipo de propuestas se vienen instrumentando desde los años 1990s sin que se obtengan resultados positivos aun cuando en ciertos momentos hubo señales de acuerdos entre sectores de ambos partidos. Actualmente, debido a la polarización que caracteriza la actividad política de los dos partidos, es casi imposible que se llegue a un acuerdo sobre un tema de tanta carga política como la inmigración. De manera que no nos hagamos ilusiones de que la propuesta del líder demócrata vaya a tener éxito.