El Vocero Hispano Logo

Ultimas Noticias

Cuando la somnolencia diurna es más que una pandemia y un malestar invernal

03 marzo 2022

  Somnolencia diurna: ese impulso persistente de tomar una siesta en el día no tiene nada de malo, de hecho, desde la perspectiva de la memoria, puede haber beneficios saludables para una siesta durante el día, pero cuando la necesidad de dormir interfiere con la conducción o el trabajo diurno y se transforma en una necesidad diaria, debemos preguntarnos qué está pasando. ¿Podría haber una explicación más allá del deseo de acurrucarse bajo sábanas cálidas en pleno invierno y una que merezca ser discutida médicamente? Cómo médica, comenzaría con una serie de preguntas para tratar de encontrar posibles explicaciones. ¿Sufres sequedad de boca o dolores de cabeza al despertar? ¿Tu pareja te empuja a tu lado para amortiguar los ronquidos que son evidentes para el huésped en la habitación contigua? ¿Encuentras las sábanas retorcidas por la mañana? ¿Te sientes cansado cuando te despiertas, como si nunca hubieras dormido? La Apnea del Sueño, es un mal que afecta a más de 30 millones de adultos estadounidenses con 3 millones de casos nuevos cada año, un patrón que iguala al aumento de las tasas de obesidad. La condición es generalmente más común en hombres que en mujeres. Hay causas, Obstructivas y Centrales, así como un patrón de Superposición. Pero para los propósitos de esta discusión, hablaré sobre el más común de los dos: Apnea Obstructiva del Sueño, también conocido como OSA. Cuando se toman en cuenta condiciones coexistentes con OSA, hay patrones que son innegables. Los bebés y los niños pueden verse afectados, pero los patrones y rasgos físicos entre los adultos afectados son reconocibles, un índice de masa corporal elevado en el rango que se califica como obesidad, presión arterial alta, circunferencia del cuello más grande y amígdalas agrandadas son algunos ejemplos, cuando veo hipertensión refractaria a pesar de la farmacoterapia en curso, la OSA coexistente se convierte en al importante para considerar. Reconocer y tratar el OSA puede mejorar la presión arterial. El flujo ordenado de oxígeno con el movimiento en los tejidos blandos de las vías respiratorias superiores y la lengua tiene mucho que ver en este tema. Si se produce apnea o cese de la respiración, el cerebro detecta la interrupción y provoca un despertar, con la consiguiente reanudación de la respiración y el flujo de aire. Una persona puede presenciar ataques de apnea que pueden manifestarse como asfixia, jadeo o cese completo de la respiración antes de que el despertar restaure el flujo de aire, ser testigo de estas interrupciones en el flujo puede asustar a la pareja y esta información es importante para dar el diagnóstico. No todos los ronquidos son apnea del sueño, como tampoco las ganas de dormir la siesta durante el día, pero su internista puede descifrar una constelación de síntomas tomados en el contexto adecuado, si hay hipertensión refractaria, IMC elevado que constituye obesidad, ronquidos, somnolencia diurna, sueño no reparador y preocupaciones sobre la seguridad de conducir debido a la falta de sueño. Consulte a su médico de inmediato. El Covid-19 se ha apoderado de la atención en estos tiempos, pero la salud es una necesidad diaria que precedió a la pandemia y continúa a pesar de ella. Aunque estemos privados de sueño, ansiosos y agotados debido al estado actual, lo importante de ver a su médico y estar atento a su salud no es solo una buena idea, es algo que tiene que ver con longevidad y calidad de vida. La depresión, el aumento de peso y los consiguientes problemas que se han multiplicado con la pandemia están sobre nosotros. Estoy aprovechando esta oportunidad para resaltar algo que merece nuestra atención e intervención médica. Una evaluación por parte de su internista puede dar lugar a una alerta y a ser remitido a un especialista de medicina del sueño o pulmonar que puede realizar un estudio del sueño según lo considere apropiado. La salud es ahora, por favor hágalo por usted mismo.   Saludos suyos, Dra. Abha www.doctorabha.com